“No vine a hacer lo que me conviene a mí”

“No vine a hacer lo que me conviene a mí”

ADN Ciudad

16 Mayo 2018

0
0
0
s2smodern

 

Así lo afirmó el presidente Mauricio Macri, quien ratificó su convocatoria a todos los sectores a debatir una agenda positiva que apunte a construir futuro y que ponga fin al problema del desequilibrio fiscal que afecta al país “desde hace más de 70 años”.


En una conferencia de prensa que ofreció en la residencia de Olivos, el presidente Mauricio Macri sostuvo que para alcanzar ese objetivo “tenemos que sentarnos alrededor de una mesa y hacer un acuerdo” que permita asegurar el equilibrio de las cuentas públicas..

Señaló que hay que abordar a partir de ese consenso el problema del gasto, que “es una mochila que nos ha aplastado”.

Advirtió que corregir y resolver esa vulnerabilidad “es fundamental para poder crecer, reducir la pobreza y crear oportunidades para todos los argentinos”.

Macri dijo que “la turbulencia cambiaría la consideramos superada” pero previno que “es importante reconocer el momento de nerviosismo que se vivió", porque "en varios sectores de la población hubo miedo, hubo angustia”.

“Hace algunas horas les dije que esto no tiene que ver con crisis anteriores que hemos sufrido en el pasado, porque en este caso teníamos experiencias del pasado de las cuales aprendimos”, apuntó.

Afirmó que “tenemos un equipo que tenía las herramientas para resolverlo y eso sucedió”.

“Pero también tenemos que hacer un balance de lo que pasó y entender cuál es el problema central que los argentinos tenemos que resolver, por más que hemos hecho pequeños avances, que es reducir el déficit fiscal”, agregó.

Dijo que cuando un Estado gasta “más de lo que tiene” no sólo se convierte “en una carga para toda la sociedad” sino que, además, “eso nos genera una vulnerabilidad, porque dependemos de que el mundo nos preste dinero para poder financiarlo”.

“Y eso es algo que tenemos que corregir. Por eso tenemos que acelerar y por eso la convocatoria que hemos hecho en las últimas horas”, indicó.

Recordó que con ese objetivo dialogó con gobernadores y con autoridades de los bloques del Senado.

“Tenemos que sentarnos alrededor de una mesa y hacer un acuerdo sobre cómo vamos a equilibrar algo que la Argentina no logra hacer desde hace más de 70 años”, advirtió.

Remarcó que “es el momento de que hablemos con la verdad, no más atajos, no más parches, y que lo hagamos con seriedad, con responsabilidad”.

“Los argentinos quieren que les hablemos con la verdad, que nos comprometamos y esto es una responsabilidad de los dirigentes. Y lo vamos a hacer en las próximas semanas como nunca antes se hizo en al historia”, aseveró el Presidente.

Macri destacó que un compromiso en ese sentido “va a ser muy positivo” y va a “fortalecer” al país, que “ya lleva siete trimestres consecutivos de crecimiento, lo que demuestra que tenemos futuro”.

Afirmó que “lo que está pasando en diferentes puntos del país y en distintas actividades es algo concreto, real, que se transformó en 600.000 puestos de trabajo”.

Señaló que esta tiene que ser “una etapa de pragmatismo para hacer lo que es bueno para todos los argentinos”.

En línea con esa idea consideró que la discusión del proyecto de ley de presupuesto para 2019 es una buena oportunidad “para abrir esa puerta hacia la responsabilidad” y para comenzar a delinear una solución definitiva.

“Yo no estoy acá para hacer lo políticamente correcto ni lo le conviene a mí o a mi Gobierno. Yo estoy acá para hacer lo que es bueno para la gente”, señaló.

Dijo que “los argentinos necesitan tener previsibilidad, necesitan tener la certeza de que otra vez este gasto descontrolado no nos va a terminar aplastando en este esfuerzo que están haciendo”.

Subrayó que “hoy estamos en una posición más sólida, mucho más plantados, pero siguiendo con el mismo problema de fondo, que es que tenemos que reducirlo (el déficit) y llevarlo a un nivel que nos dé tranquilidad a todos”.

Consultado sobre la negociación en marcha con el Fondo Monetario Internacional, indicó que el acuerdo con ese organismo “es una herramienta adicional, que nos da más estabilidad” para no estar expuestos a los “vaivenes del mercado”.

Afirmó que “nosotros vamos a hacer un acuerdo inteligente que garantice el crecimiento” y destacó que “podemos ir al Fondo porque no tenemos nada que ocultar”.

“A nosotros pueden venir, revisar lo que hacemos, acá no tenemos nada que ocultar. Acá no hay bolsos que se llevan a conventos”, agregó.

“El Fondo no habló de leyes laborales, ni de tipo de cambio. Nosotros somos precisos, les decimos exactamente de lo que se habla. Acá no hay agendas ocultas. Todo sobre la mesa”, remarcó.

Macri expresó también su respaldo al equipo económico. “Ratifico a mi equipo económico. Estoy muy tranquilo y es responsabilidad del Presidente designar a sus colaboradores”, afirmó.

“Realmente siento que tenemos un muy buen equipo, que lo demostró esta semana resolviendo esta turbulencia y, además, encarando muy bien las negociaciones con el Fondo Monetario con la seriedad y el profesionalismo que corresponde”, agregó.

 

0
0
0
s2smodern